Misión, Vision & Historia

NUESTRA MISIÓN

Nuestra misión es proveer a la comunidad artística ecuatoriana con los recursos para promover nuestra cultura en la ciudad de Nueva York. Esto nos permite ofrecer programación y eventos, de bajo costo o sin costo, que permitan que cualquier persona interesada pueda aprender sobre nuestra cultura y viva la experiencia ecuatoriana. Nuestra expectativa es contribuir, a través de nuestro trabajo, a los esfuerzos continuos para aumentar la conciencia cultural y la tolerancia dentro de nuestra ciudad.

Para cumplir con nuestra misión, nos asociamos con artistas, promotores culturales y grupos comunitarios ecuatorianos y ecuatoriano-estadounidenses. Los recursos y el apoyo que proporcionamos incluyen espacios para ensayos y presentaciones, gestión de proyectos, marketing, recaudación de fondos, formación en liderazgo y gestión. Al proporcionar estos medios y recursos, aseguramos que estas personas puedan desarrollar proyectos sólidos y maximizar su potencial. A su vez, estas alianzas permitirán llegar a audiencias más amplias.

¿Quiénes son los ecuatorianos y los ecuatoriano-estadounidenses en la ciudad de Nueva York?

Son multigeneracionales, multiétnicos, multilingües y se encuentran en diferentes etapas de la experiencia inmigrante. Han tenido varios grados de exposición a la cultura ecuatoriana. Es nuestra herencia milenaria expresada a través de nuestra historia, manifestaciones culturales y expresiones artísticas lo que nos une como comunidad.

NUESTRA VISIÓN

Nuestra visión es vivir en una sociedad donde la cultura ecuatoriana sea conocida, representada y respetada.

NUESTRA HISTORIA

El Centro Cultural Ecuatoriano Americano fue fundado en abril de 2009 por tres visionarios ecuatorianos que vivían en la ciudad de Nueva York y que querían ayudar a preservar y difundir la cultura ecuatoriana dentro de la comunidad, especialmente en las nuevas generaciones de ecuatorianos-estadounidenses. José Rivera había dirigido el Grupo de Danza Ayazamana desde 1992. Esaú Chauca estaba involucrado en otras organizaciones ecuatorianas que ofrecían servicios culturales y sociales. Justo Santos participó en organizaciones comunitarias y dirigió un grupo de baile ecuatoriano. 

En mayo de 2008, José Rivera, Justo Santos y Esaú Chauca decidieron trabajar juntos para formar un grupo de danza para niños. A medida que avanzaba el trabajo con el grupo de danza infantil, también comenzaron a trabajar en el Grupo de Danza Ayazamana. En abril de 2009, decidieron que la mejor opción era incorporar formalmente la organización como una organización sin fines de lucro en el Estado de Nueva York. El Grupo de Danza Ayazamana y el programa de danza infantil fueron los dos primeros programas del centro. En 2014, la organización recibió su estatus 501(c)3.

A lo largo de los años, el Centro Cultural Ecuatoriano Americano ha continuado creciendo y ganando mayor aceptación dentro de la comunidad. Esto ha permitido a la organización ampliar su programación, organizar sus propios eventos, trabajar con más artistas y artesanos, administrar sus propios espacios, aumentar el personal y obtener nuevos fondos.